Pacientes /

¿El blanqueamiento es perjudicial para los dientes?

Generalmente no. Si los dientes y las encías están sanas el tratamiento blanqueador puede producir, en el peor de los casos, problemas de sensibilidad. Pero en todos ellos será transitorio y controlado por el paciente. Esta sensibilidad se debe a que el mecanismo del blanqueamiento es por oxidación de pigmentos que amarillean el diente y al difuminarlos el diente queda más permeable, y no porque el diente sufra un desgaste ni porque se erosione la superficie dental. Tampoco tiene otros efectos secundarios.